Apuntes de un congreso de Salud Digital. 5/5 (4)

Para ponerles en situación y saber de qué estamos hablando cuando hablamos de Salud Digital, conviene ponernos en contexto. Se entiende por Salud digital (también llamada con en sinónimo de e-Salud o incluso Salud Conectada) a la aplicación de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (las llamadas TIC) en el cuidado de la salud. Se trata así de un concepto amplio, en pleno auge y emergente que afecta de forma transversal a muchos actores: sanitarios, informáticos, ingenieros, industria, etc.  

Entre los días 13 y 14 de septiembre de 2018, tuve la suerte de participar como ponente en el Congreso de Salud Digital: Conectando la Salud y celebrado en San Sebastián en el marco de los cursos de verano de la Universidad del País Vasco. La crónica sobre el contenido del congreso ha sido bien y ampliamente cubierta por mis compañeros tuiteros Teresa Pérez (@DUEdevocacion) y Richard Cañabate (@richardcanabate) en sus respectivos blogs, por lo que yo me limitaré a contar pinceladas, compartir sensaciones y reflexiones acerca de lo que allí se contó y vivió.

San Sebastián es una ciudad que atrapa siempre al visitante, con sus magníficas vistas al mar, su exquisita gastronomía y su gente abierta.  Su belleza siempre me conmueve y me retrotrae hacia buenas sensaciones. Visitarla y además tener el privilegio de poder exponer un granito de arena al conocimiento dentro del Palacio de Miramar es gasolina para el intelecto y los cinco sentidos.

En la conferencia inaugural  Jaime del Barrio habló entre otras cosas de los 10 actuales retos de la Salud Digital:

1.- El nuevo ecosistema digital que permite destruir “silos” y trabajar conectados.

2.- La transformación digital supone un cambio de modelo, de formación de las personas y del uso de la tecnología.

3.- Identificar problemas y necesidades no cubiertas de los pacientes.

4.- La importancia de la aportación de valor.

5.- Orden y evidencia de las apps.

6.- Estrategia de los datos con gobernanza definida y valor de los mismos.

7.- La ciberseguridad desde el diseño

8.- Regulación de la privacidad de los datos

9.- Envejecimiento y cronicidad. Reflexión social y modelos sostenibles.

10.-Las redes sociales como motor de cooperación, coordinación e intercambio de ideas.

Posteriormente habló Jordi Conesa sobre el Big Data, definiéndolo muy bien. El Big Data es un conjunto de técnicas y tecnologías para el tratamiento y almacenamiento de datos, en entornos de gran volumen, variedad de orígenes y en los que la velocidad de respuesta resulta crítica, en cuyo entorno es obligado tener un conjunto de ordenadores trabajando de forma colaborativa. Nos expuso de forma didáctica varios ejemplos de casos de éxito. Jordi, dejó a la audiencia boquiabierta y pensativa sobre las oportunidades que este campo nos abre. Obtenemos así información relevante en salud y aprendemos de una forma mucho más rápida y eficiente.

Marcos Arauzo nos habló desde la bioingeniería del análisis de datos de la tecnología ómica para revelar los mecanismos moleculares de las enfermedades y Óscar Lage nos embaucó con su charla acerca del blockchain aplicado a sanidad una tecnología que revolucionará sin ningún género de duda el sector sanitario pues permite resolver en gran parte los problemas de ciberseguridad, almacenando de manera segura los registros de salud y manteniendo una única versión de la verdad.  Temas que van a dar mucho que hablar. Abre un mundo infinito de posibilidades que a mi se me antoja casi a “ciencia-ficción”. Se vislumbra una realidad ya tangible que impresiona y no te deja indiferente.

Tras estas conferencias de alto nivel, nos tocó de la mano de Manuel Bayona, presidente de SEDAP  y moderador de la mesa que compartí con Teresa Pérez y Miguel Ángel De la Cámara, para hablar del papel de las redes sociales en la Salud Digital.  Teresa habló de las herramientas, a mi me tocó hablar del conocimiento aplicado y a Miguel Ángel de las interconexiones. Me sentí muy pequeña ante el alto nivel de conocimiento y competencia técnica de los anteriores ponentes. Aún así estaba contenta de poder aportar luz a las sombras que acechan al mundo del Social Media.

Hubo también tiempo para la presentación de comunicaciones e intercambio de impresiones con el auditorio. Agradecí conocer a personas de distintos ámbitos y profesiones. Siempre aprendo y estos entornos me colocan ante perspectivas diferentes a la propia, resultando siempre tremendamente enriquecedor.

Al día siguiente se habló de las últimas innovaciones en materia de Salud Digital impulsadas por la plataforma Health 2.0 BasqueLeire Ortiz presentó el proyecto STARR que ayuda al automanejo de los pacientes con ictus. Diego Soliño, explicó la plataforma Safety and Health Intelligence para ofrecer un servicio en el área de la salud y la seguridad laboral para trabajadores manuales. Marisa Merino presentó un software de cribado automático de retinopatía diabética que reduce el tiempo empleado en las distintas fases del proceso de cribado. Ángela Lizarazo presentó Osteophoenix empresa pionera en la ingeniería de tejidos a medida.

Y para finalizar hubo una mesa sobre conversaciones ciudadanas acerca de la salud digital de la mano de Carolina Rubio, cluster de empoderamiento de pacientes y Andrea Barbiero de Co-Salud y Salus.Coop, donde hubo interacción con el público y se abrieron nuevas preguntas al presente y futuro que la Salud Digital ofrece al ciudadano de a pie.

Como colofón final hubo una conferencia de clausura de la mano de Joan Cornet. Habló del rol e impacto de la ECHAlliance como ejemplo de que juntos somos más inteligentes que cuando estamos separados. Nos acercó a la reflexión de que conocemos bastante las tecnologías pero conocemos poco a los humanos. Debemos entender los ecosistemas digitales. Son una reunión de todas las partes interesadas, clave en regiones geográficas específicas. Facilitan el compromiso entre todos los sectores relevantes necesarios para que ocurra un cambio en la salud conectada.

Se transforma así la información en conocimiento a través de este observatorio de salud digital. Según el autor:

“La única forma de superar nuestros límites personales es compartiendo conocimientos”. 

Gracias Joan por haberme dado en este foro la oportunidad de conocerte en persona, por compartir trazos de trayectoria profesional y aprender de tu sabiduría.

Comparto para finalizar mi presentación sobre la aplicación del conocimiento en redes sociales.

Por favor, valora el artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.